viernes, 11 de abril de 2014

Prevención de accidentes: ¿Es seguro el fular canguro?


Podíamos leer la noticia hace unos días en la prensa generalista: "Un bebé de cinco semanas muere en un ‘fular canguro’ en Londres". En la misma noticia se añadía que "seis niños han muerto así en Reino Unido y otros 16 en EEUU y Canadá". ... Y no solo en estos países. En España ya se ha publicado algún caso. En "Anales de Pediatría", sin ir más lejos, se comunicó un caso de muerte por sofocación debido a una incorrecta colocación del niño en este tipo de dispositivo.

¿Son seguros estos dispositivos? Lo son si se usan correctamente. Su utilización está cada vez más extendida y es por ello que los padres deben ser conocedores no solo de las ventajas del uso de este fular sino también de los gravies riesgos que puede conllevar cuando no se emplea adecuadamente.

En la web "Familia y Salud", excelente recurso de información para los padres de la Asociación Española de Pediatría de Atención Primaria (AEPap), se responden a todas las dudas sobre el "fular canguro" y otros dispositivos similares.  Os ofrecemos el pdf del artículo bajo estas líneas.



De particular interés me parece resaltar los posibles riesgos que ahi se describen con objeto de que noticias como las que han motivado esta entrada no vuelvan a producirse jamás:

"Los portabebés son seguros si se usan bien. 
  • - Observa que el bebé pueda respirar bien. Para ello hay que evitar que el mentón del bebé toque su pecho. Vigila esto sobre todo si se lleva “en cunita”. Al flexionar mucho la cabeza se puede obstruir la vía respiratoria. No hay que tapar la cara o la cabeza al bebé ya que no se ve si se encuentra bien.
  • - La cabeza y el cuello del bebé son puntos delicados, sobre todo cuando aún no sostienen bien la cabeza por sí solos. El portabebé tiene que estar ajustado para que no pueda verse sacudido con el movimiento normal de la persona que lo porta. Evita los movimientos bruscos y los zarandeos. 
  • - Si estás usando una mochila hay que tener en cuenta la edad y peso recomendados. No todas permiten su uso desde recién nacido. 
  • - No se pueden usar mientras se conduce o se va en bici. Hay dispositivos específicos para ello. 
  • - Usa el sentido común al hacer ciertas actividades que pueden ser peligrosas por sí mismas. Por ejemplo, limpiar con ciertos productos, actividades en las que pueda haber caídas… No las hagas con el bebé. 
  • - Sujeta al bebé cuando te agaches y hazlo siempre flexionando las rodillas. 
  • - Si el bebé está a la espalda puede alcanzar cosas que sean peligrosas. Ten cuidado con lo que puede coger". 
Desde "Familia y Salud" nos redirigen a la web "Red Canguro" cuyo objetivo es fomentar el uso de portabebés a la vez que se informa de cómo deben ser adecuadamente utilizados estos dispositivos. De particular interés es su sección de vídeos. Así que, queridos padres que podáis estar leyendo esta entrada, no dejéis de  visitar esta web.