Cine y Pediatría 8

lunes, 9 de septiembre de 2013

Programa de Formación en Atención Primaria: formación por competencias

En el último Congreso Nacional de Pediatría en Sevilla se tuvo la oportunidad de hablar de la la Formación MIR de Pediatría en Atención Primaria. 
Las dos sociedades pediátricas de Atención Primaria en España han contribuido con gran dedicación y empeño en ello, y fruto de ello son dos documentos esenciales: la SEPEAP con el Manual de Tutores de MIR en Pediatría de Atención Primaria; y la AEPap, por medio de su Grupo de Docencia MIR, con el Programa de Formación en Atención Primaria. 

La formación de los especialistas en pediatría se ha visto sometida a importantes cambios en el último siglo. En el año 1978 se regularizó por primera vez el sistema de formación MIR. Se inicia así una nueva etapa caracterizada por la presencia de una relación de carácter laboral y un programa de formación, en la que el especialista en formación va adquiriendo responsabilidades crecientes, de forma progresiva y supervisada. El primer programa aprobado por la Comisión Nacional de la Especialidad de Pediatría vió la luz en 1979 y en el mismo ya se contemplaba “la necesidad de que el pediatra se forme en pediatría comunitaria, destinando el 50% del contenido del programa al logro de entrenamientos en pediatría extrahospitalaria”; a pesar de ello y hasta el momento, sólo se ha efectuado dicha formación con carácter voluntario y de manera no reglada ni homogénea. 
La Atención Primaria (AP) de salud se fundamenta en el trabajo en equipo; los diferentes profesionales que lo integran proporcionan una visión multidisciplinar y biopsicosocial de la atención al ciudadano. Esta normativa regula el sistema de salud pública en España y establece el modelo sanitario en el que el pediatra es la puerta de entrada al sistema de salud de la población infantil hasta los 14 años y responsable de la atención integral al niño desde su nacimiento hasta la adolescencia. En el momento actual, más de la mitad de los pediatras ejercen la especialidad en éste ámbito laboral. 
En el año 2006 se publica la resolución conjunta de los Ministerios de Sanidad y Consumo y de Educación y Ciencia por la que se establecen los requisitos generales para la acreditación de centros de salud vinculados a unidades docentes acreditadas para la formación de especialistas en Pediatría y sus Áreas Específicas. La Orden SCO/3148/2006, de 20 de septiembre, aprueba y publica el programa formativo de la especialidad de Pediatría y sus Áreas Específicas en el que se plantea la rotación obligatoria por AP durante un período de 3 meses. 
Desarrollando estas normativas, en el año 2007 se inicia la Acreditación de Centros de Salud para la docencia de la especialidad de Pediatría y sus Áreas Específicas y en el año 2008 se acredita por primera vez a los pediatras de AP como tutores para dicha docencia. 

Y es en este Programa de Formación del Grupo de Docencia MIR de la AEPap, donde vemos desarrollado de forma muy concreta las áreas competenciales de los pediatras en Atención Primaria y que han de adquirir aquéllos que están en periodo de formación: 

1) Área de competencias esenciales: 
- Comunicación asistencial y razonamiento clínico: la entrevista clínica, la relación médico-paciente, la toma de decisiones, la prescripción eficaz, el uso racional de los medicamentos y el uso juicioso de los recursos diagnósticos. 
- Gestión de la atención: estructura y organización de la AP, legislación, trabajo en equipo, gestión de la actividad, sistemas de información. 
- Calidad. 
 - Bioética. 
2) Área de competencias en relación con la atención a la población infantil: 
- Promoción de la salud y prevención de la enfermedad. 
- Inmunizaciones 
- Detección precoz de problemas de la infancia (integrada en los Programas de Salud Infantil) 
- Atención a la patología prevalentes: patología aguda, patología crónica y al niño con factores de riesgo (social, cultural y en relación con minusvalías). 
3) Área de competencias en relación con la familia, el colegio y la comunidad. 
4) Área de competencias en relación con la formación y la investigación. 
5) Área de habilidades en técnicas diagnósticas y terapéuticas. 

Este Programa de Formación es una gran herramienta y está disponible en abierto para su estudio y utilización. Incluye un capítulo final de Evaluación y de control de calidad de la estructura docente. 
Una nueva herramienta de utilidad que debemos conocer y poner en práctica. Un gran recurso, pues la formación en AP merece todo nuestro respaldo y debe aumentar en cantidad (de tiempo de rotación) y en calidad (y basarse en competencias). Y con este documento (y otros), vemos que las bases están puestas y bien cimentadas.

1 comentario:

Qoolife dijo...

Muy interesante el programa. Ya era hora de que se estableciesen correctamente las competencias de los pediatras en AP.