sábado, 28 de febrero de 2009

Medicina basada en la evidencia: contribuir a mejorar la salud de la población




Existe una corriente de opinión muy difundida, y que involucra especialmente a médicos: la medicina basada en la evidencia o en pruebas (MBE) es una "nueva religión", un ejercicio teórico de unos cuantos médicos que - según se ha llegado a publicar - ni siquiera ven enfermos.

No. La MBE es un método de trabajo que permite al médico de cualquier especialidad estar permanentemente actualizado y permite, sobre todo, dotarle de herramientas para desarrollar un criterio propio, independiente de los centros de poder, procedentes de múltiples fuentes: la industria farmacéutica, las instituciones sanitarias oficiales, la "inercia" del "siempre se ha hecho así. ¿Por qué voy a cambiar mi modo de actuar?".

Son muchos los obstáculos que se pueden aducir para incorporar la MBE a la práctica clínica diaria. Pero no se ha de perder nunca de vista que el objetivo final es contribuir a mejorar la salud de nuestros pacientes. La MBE incorpora su opinión, de hecho. Este vídeo de la Cochrane Colaboration Consumer Network es buena muestra de ello.



PD: todos los miembros del grupo de trabajo de pediatría basada en la evidencia somos pediatras asistenciales y nos ganamos la vida atendiendo a nuestros pacientes. Es la mejor forma - ¿la única? - de dar sentido auténtico a la MBE: 1) actualización constante y desarrollo del propio criterio y 2) independencia de los grupos de presión. Todo ello para 3) mejorar la asistencia de nuestros pacientes.