Cine y Pediatría 8

lunes, 10 de octubre de 2011

¿Cuánto tiempo debe hervirse el agua para preparar los biberones?


Podemos extraer la respuesta a esta pregunta de una reciente revisión sobre el "agua en la nutrición infantil", firmada por los doctores Isidro Vitoria y Jaime Dalmau en Acta Pediátrica Española.

Si el agua potable sólo se somete a la cloración o la filtración rápida se sigue aislando quistes de Giardia y ooquistes de Cryptosporidium. Dado que tanto los quistes como los ooquistes se inactivan con la ebullición, según la OMS el agua potable debe hervirse para preparar los biberones.
La duración de la ebullición se había establecido en los tratados de pediatría entre 1 y 10 minutos con el objeto. Sin embargo, la ebullición del agua potable durante 10 minutos aumenta la concentración de sodio unas 2,5 veces, con lo que la reconstitución de las fórmulas infantiles con agua potable supera fácilmente el límite superior de sodio permitido establecido por la ESPGHAN, de 2,6 mEq/100 mL, con la finalidad de preservar el riñón del lactante de una excesiva carga renal de solutos. Además, el agua hervida durante 10 minutos a cielo abierto multiplica por 2,4 la concentración de nitratos, de modo que un agua potable con 23 mg/L de nitratos, al hervirla superaría los 50 mg/L (valor máximo tolerable), con lo que habría un riesgo adicional de metahemoglobinemia.

Así pues, con 1 minuto de ebullición es suficiente, lo que evita el riesgo añadido de un exceso de aporte iónico. Indudablemente, sigue siendo importante mantener la actual recomendación de lavarse siempre las manos antes de preparar el biberón. Una alternativa a la ebullición del agua potable es el empleo de aguas de bebida envasadas (que por definición no contiene virus, bacterias ni protozoos) y que no se deben hervir. Estos datos son reconocidos desde hace tiempo, pero sigue existiendo confusión.

Como recordatorio:

1) La composición ideal del agua para el primer año de vida debe ser:
– Sodio: posiblemente es más segura una concentración de sodio <;25 mg/L en los primeros 4-6 meses y < 50 mg/L a partir de dicha edad.
– Calcio: 25-100 mg/L.
– Flúor: < 0,3 mg/L.
– Nitratos: < 50 mg/L (idealmente < 25 mg/L).

2) La composición ideal del agua para el resto de la infancia debe ser:
– Sodio: < 50 mg/L.
– Calcio: 25-100 mg/L.
– Flúor: < 1 mg/L.
– Nitratos: < 50 mg/L (idealmente < 25 mg/L).
Todos los datos sobre el agua y la salud infantil en la web Aquainfant, web que dirige el Dr Vitoria desde hace años y que le convierten en un referente.

1 comentario:

Eloísa dijo...

Pero ¿No es cierto que las fórmulas de leche infantil no son estériles y que se deberían preparar al menos con agua a 70 ºC para neutralizar las posibles bacterias que puedan estar presentes en los polvitos?
Gracias por solucionar este duda.