martes, 1 de julio de 2014

Humanizando los hospitales pediátricos. El caso del Hospital Infantil "Miguel Servet" de Zaragoza


El hospital polícromo, la curación por medio de los valores, ámbito desconocido que empieza a interesar a los médicos jóvenes. Las salas de reposo, azules y verdes para los nerviosos, amarillas y rojas para los deprimidos y anémicos”. Fernand Leger.


Este párrafo lo encontramos al visitar la web de la iniciativa "Believe in Art". Como sus promotoras dicen en su página de Facebook, "Somos una organización sin ánimo de lucro, trabajamos para que los niños que se encuentran en situaciones especiales disfruten de espacios y momentos llenos de creatividad, arte e ilusión". Toda una formidable declaración de principios.

¿Qué está haciendo "Believe in Art" en este momento? Colaborar con el Hospital Infantil "Miguel Servet" de Zaragoza. ¿De qué modo? Mediante la creación artística, la redecoración de las habitaciones que están siendo pintadas por once artistas aragoneses. El objetivo es hacer más acogedor el ambiente hospitalario para los niños y sus familias. Porque un hospital pediátrico debe acercarse a los niños - de ello ya hablamos en este blog en su día - , debe presentar su rostro más amable, ha de ser un lugar lo más acogedor posible... Me atrevería a decir que ha de ayudar a la pronta recuperación del niño, formar parte de su proceso terapéutico, intervenir en su curación.

Decíamos que "Believe in Art" está ayudando al Hospital Infantil "Miguel Servet" a cambiar de piel... y para muestra aquí van unos cuantos botones. La progresión de la iniciativa podréis consultarla en la página en Facebook de este centro sanitario.