lunes, 12 de octubre de 2009

Web of Science, Scopus o Google Académico: ¿cuál elegir?


En la actualidad disponemos de numerosos recursos electrónicos para la búsqueda y obtención de literatura científica, pero tres tienen especial interés cienciométrico a la hora de conocer las citaciones que reciben los artículos publicados: Web of Science, Scopus y Google Académico.
Web of Science es la más conocida, ligada al todopoderoso Thompson Scientific e incluida en la plataforma Web of Knowledge (que permite acceder también a otras bases de datos: Current Contents, ISI Proceedings, Derwent Innovation Index, Web Citation Index, Medline y Journal Citation Reports). La Fundación Española para la Ciencia y la Tecnología (FECYT) ha suscrito desde hace unos años una licencia nacional con Thompson Scientific que permite el acceso a través de Internet de la Web of Knowledge y cuya finalidad es permitir a las instituciones españolas y organismos públicos de investigación su consulta.
Pero desde 2004 disponemos de dos nuevos recursos: Scopus y Google Académico. Elsevier lanza al mercado la base de datos científica Scopus (y posteriormente el buscador especializado Scirus) y Google lanzó al público la versión beta de su buscador específico para literatura científica, Google Académico o Google Scholar.
Diversos autores han realizado estudios comparativos entre Web of Science, Scopus y Google Académico como los estudios de Falagas y cols o Bakkalbasi y cols. O el reciente estudio publicado por Abhaya y cols en el que se confirma que estos repertorios recuperan citas cuantitativa y cualitativamente diferente de los artículos publicados en 3 revistas médicas generales (NEJM, JAMA y Lancet).
En la tabla se establecen algunos datos comparativos entre ellas, teniendo en cuenta que la cobertura (en número y tipos de revistas y años) es distinta, lo que motiva las diferencias encontradas. Como ocurre en muchos otros campos de la investigación, el acceso libre y gratuito será determinante a la hora de que elijamos una u otra.
Lástima que se multipliquen los esfuerzos sin unificar criterios en la recuperación de la información científica. Estaremos atentos al devenir y a la inevitable aparición de novedades.