viernes, 22 de febrero de 2013

Dando Candela...


Para entender esta entrada hay que ver primero el video que figura sobre estas líneas. No os llevará más de dos minutos.

Soy un médico que trabajo única y exclusivamente en la sanidad pública. Tanto en hospitales como en centros de atención primaria. Soy un ferviente defensor del sistema público de salud. Desde este blog lo hemos defendido, lo seguimos haciendo y lo haremos aún más en el futuro, dados los tiempos que corren.

Es por eso que declaraciones de una conocida actriz (ver el vídeo de arriba) le llenan a uno de pesar y de tristeza. Como trabajador del sistema sanitario público de salud desde hace 26 años, puedo decir tranquilamente que jamás a un paciente ingresado se le ha negado agua para beber y una manta para taparse... Jamás. Ni creo que, por mal que lleguemos a estar, a ningún paciente se le nieguen tales cosas.

Desde aquí mis condolencias a la actriz del vídeo por el fallecimiento de su padre. Quizá, con sus declaraciones, intentaba "echarnos una mano" a los profesionales que trabajamos en el Sistema Nacional de Salud poniendo de manifiesto unas presuntas deficiencias en la atención a su padre negadas desde el propio hospital donde éste fue ingresado, un hospital público... Y lo que en mi opinión pueden producir sus declaraciones es alarma entre muchas personas que necesiten ser ingresadas en cualquier centro sanitario. 

Sí, los hospitales públicos y los centros de atención primaria tienen problemas. Que no son precisamente ni el agua ni las mantas. Que nos pregunten a los profesionales sobre los problemas reales de la sanidad pública, por los que organizamos mareas blancas como las del pasado domingo. Falta de personal, precariedad laboral, contratos basura, la amenaza real de la privatización de centros sanitarios... Nos sobran motivos de preocupación y de movilización.

¿Y el dinero público? Siempre ha sido escaso y más ahora, en estos tiempos de crisis. Quizá sea el momento de pararse a pensar qué actividades y sectores merecen ese dinero.... No creo que falten mantas ni agua para los pacientes en ningún hospital público de España, pero seguro que con todo el dinero público que se invierte en subvencionar películas españolas habría mantas y agua de sobra. ¿Estoy haciendo demagogia? Puede que sí. ¿O quizá no?

El hospital objeto de las acusaciones de la actriz del vídeo ha desmentido sus afirmaciones. Incluso los sindicatos del propio centro sanitario lo han hecho. Da igual. El daño ya está hecho.


5 comentarios:

María dijo...

Hola,

¿Por qué iba a decirlo si no es verdad?

Los sindicatos han matizado diciendo que generalmente hay agua y mantas, salvo casos puntuales. O sea que en algún momento no hubo, con lo cual es verdad lo que dijo.

Y si se pasa uno por algunos foros de periódicos digitales donde la gente expresa su sentir, se encuentran muchos más casos. Con un análisis mínimo se ve que la diversidad y heterogeneidad de casos avalan su veracidad. Me dirá usted que qué tipo de foros voy a consultar. Le aseguro que he ido con la mente abierta y me he tirado un rato valorando. Mi conclusión es que en efecto, faltaron mantas, falta agua y muchas más cosas. Juzgue por favor por usted mismo. La evidencia es abrumadora.

Por otra parte, ¿cuál es el daño al que usted se refiere? ¿que una persona deje de ir al hospital? Una persona enferma se agarra a lo que sea para intentar curarse, no va a dejar de ir al hospital por muy mal que esté ese hospital, mal que nos pese. ¿Cómo hubiera querido usted que se hubiera denunciado esta situación para cambiarla?

Sigo su blog porque considero que honra el lema de su título, "basada en pruebas". Para mí eso es lo más importante y le agradezco enormemente su labor (soy madre primeriza). Sin embargo, en este caso he encontrado pruebas contradictorias a lo que usted sostiene.

Un saludo,
María

http://www.eldiario.es/diarisanitat/sindicatos-hospital-Viladecans-dicen_6_102949718.html

Alesmismo dijo...

Amén.

José Cristóbal Buñuel Álvarez dijo...

María, lo que no se puede es tomar la parte por el todo.

Lo que no se puede hacer es extrapolar una experiencia personal (real o no) e inferir "que en los hospitales públicos faltan agua y mantas". He trabajado en varios y sé, sencillamente, que no es verdad.

¿A qué daño me refiero? Creo que está claro pero lo vuelvo a explicar. La retransmisión de los premios Goya llega a millones de personas. Muchas de ellas pueden creer, de la experiencia personal de esta señora (real o no, el hospital la ha desmentido) que en todos los hospitales públicos faltan agua y mantas. Esto, simple, lisa y llanamente, es mentira. Y puede suponer una fuente de preocupación infundada para aquellas personas que tengan que ingresar en centros sanitarios públicos.

"¿Cómo hubiera querido usted que se hubiera denunciado esta situación para cambiarla?", me pregunta usted. Pues de la forma más sencilla. Todos los centros sanitarios públicos disponen de una unidad de atención al usuario en el que se recogen todo tipo de quejas y sugerencias. Unidad que, al parecer, esta señora no debió utilizar.

En cuanto a los foros de periódicos on line como fuente de pruebas... Por favor, seamos serios. Leo muchos de esos foros, y sirven, por lo general, amparándose en el anonimato de los que en ellos escriben, para descargar bilis y mala uva, fundada o no. ¿Son representativos de la realidad de la opinión de un país? Para eso hay que hacer estudios científicos poblacionales, libres de sesgos ideológicos y de cualquier otro tipo.

Afortunadamente, tenemos un sistema público de salud que (todavía...) funciona. Con muchos problemas, desde luego. Problemas que, desde luego, no son el agua ni las mantas. Aún no hemos a convertirnos en el hospital de Stafford http://www.pediatriabasadaenpruebas.com/2013/02/no-queremos-hospitales-como-el-de.html

Un saludo.

Ana Martinez Rubio dijo...

Agua hay en todos los hospitales públicos y privados: el agua del grifo de cualquier lugar de nuestro país es potable y está controlada. Incluso me atrevería a decir que tiene casi más controles que las aguas embotelladas.
Otra cosa es que todo el mundo se las de de saludable bebiendo agua embotellada (y tirando a la basura cientos de miles de botellas de plástico cada día)

Sábanas y mantas también hay en los hospitales públicos y ... hay que renovarlos muy a menudo porque "desaparecen".

En muchas ocasiones al visitar a pacientes en sus domicilios he comprobado que se han llevado las sábanas en donde se lee "Hospital TAL" y hasta las he visto usadas cuando se pinta la casa para proteger suelos o muebles.

Mucha gente abusa y de lo público... Y pocas lo cuidan.

Y no iba a contar más detalles pero hoy, que he ido de senderismo con una persona del servicio de limpieza de un centro sanitario dice que ha visto como se llevaban de las habitaciones ¡hasta el papel higiénico! o una botella de 5 litros de lejía que tenía en su carro de trabajo...

Sí, yo también creo que esas declaraciones en un foro tan notorio están haciendo daño y son injustas, porque ademas hay muchos profesionales que realmente nos dejamos la piel en el trabajo publico ... aunque otros sean más o menos flojos... como en cualquier otro lugar...

Sí, los personajes públicos no saben que a veces lo que dicen puede tener mucha más trascendencia. Pues, aunque haya sido verdad, un caso puntual no es la norma...

Ana Martinez Rubio dijo...

Agua hay en todos los hospitales públicos y privados: el agua del grifo de cualquier lugar de nuestro país es potable y está controlada. Incluso me atrevería a decir que tiene casi más controles que las aguas embotelladas.
Otra cosa es que todo el mundo se las de de saludable bebiendo agua embotellada (y tirando a la basura cientos de miles de botellas de plástico cada día)

Sábanas y mantas también hay en los hospitales públicos y ... hay que renovarlos muy a menudo porque "desaparecen".

En muchas ocasiones al visitar a pacientes en sus domicilios he comprobado que se han llevado las sábanas en donde se lee "Hospital TAL" y hasta las he visto usadas cuando se pinta la casa para proteger suelos o muebles.

Mucha gente abusa y de lo público... Y pocas lo cuidan.

Y no iba a contar más detalles pero hoy, que he ido de senderismo con una persona del servicio de limpieza de un centro sanitario dice que ha visto como se llevaban de las habitaciones ¡hasta el papel higiénico! o una botella de 5 litros de lejía que tenía en su carro de trabajo...

Sí, yo también creo que esas declaraciones en un foro tan notorio están haciendo daño y son injustas, porque ademas hay muchos profesionales que realmente nos dejamos la piel en el trabajo publico ... aunque otros sean más o menos flojos... como en cualquier otro lugar...

Sí, los personajes públicos no saben que a veces lo que dicen puede tener mucha más trascendencia. Pues, aunque haya sido verdad, un caso puntual no es la norma...