jueves, 20 de febrero de 2014

Decálogo de seguridad del niño en el entorno sanitario


Parece ser que en Pediatría se han puesto de moda últimamente los decálogos. De la AEPap la hemos informado de cuatro: fiebre, tos, alimentación y vacunas. Podemos decir que el "formato decálogo" es una herramienta eficaz para hacer llegar a los padres información importante sobre la salud de sus hijos.

Hoy traemos a nuestro blog un nuevo decálogo, elaborado por el Grupo de Trabajo de Calidad Asistencial y Seguridad en el Paciente de la Asociación Española de Pediatría. Y está centrado en un tema tan importante como es la seguridad del niño en el entorno sanitario. Está dirigido a los padres pero su lectura nos concierne a todos los pediatras y personal sanitario en general que trabajan en el ámbito hospitalario sobre todo.

El decálogo se centra en estos diez puntos clave:

  1. Procure que su hijo lleve siempre puesta la pulsera de identificación, si hubiera que retirarla para alguna técnica, insista en que la coloquen en el otro brazo. 
  2. El niño debe estar siempre acompañado de un familiar o cuidador, tanto en la habitación como en otras áreas de diagnóstico o tratamiento, salvo excepciones como puede ser quirófano. 
  3. Asegúrese de que la información relevante del niño figura en su historia clínica y de que las alertas, especialmente alergias a medicamentos, alimentos, látex, etc. están convenientemente indicadas en carteles visibles en la cabecera de la cama y en la historia clínica. 
  4. Es importante que usted conozca el nombre de los médicos responsables de su hijo, así como de la enfermera asignada para su cuidado. 
  5. Pregunte sin restricciones todas las dudas que tenga acerca del estado de salud de su hijo así como de los procedimientos diagnósticos y los tratamientos. 
  6. Hay que insistir en el cumplimiento de las normas de higiene, fundamentalmente el lavado de manos, por parte de los acompañantes, visitas y personal sanitario. 
  7. Indique de forma clara la medicación que está tomando su hijo. 
  8. Pida información sobre la medicación que le han prescrito a su hijo: nombre, dosis, frecuencia y vía. 
  9. No se marche del hospital sin un informe claro de su atención y las recomendaciones terapéuticas al alta. 
  10. Debe conocer y comprender la enfermedad y las opciones de tratamiento existentes así como las posibles complicaciones y sus tratamientos. El médico y la enfermera se lo explicarán con lenguaje adecuado y comprensible

Podéis consultarlo en pdf haciendo clic sobre este enlace. Y también podéis acceder a él a través del slideshare que hemos insertado bajo estas líneas.