sábado, 8 de junio de 2013

Cine y Pediatría (178): ¿Quiénes son las "Estrellas en la Tierra"...?


Nada es casualidad. Y casi todo está escrito en la vida… No es casualidad que Estrellas en la Tierra (Aamir Khan, 2007), una bella película de la India que fue seleccionada en su momento para el Oscar como mejor película extranjera, nunca fuera estrenada en España y no la conociera. No es casualidad que un gran amigo, con el que llevo embarcado en un proyecto común desde hace un año (el Dr. Paco Hijano), me hablara de que la había acabado de ver con sus hijos. No es casualidad que esta película se publica en “Cine y Pediatría” justo cuando este proyecto común es presentado en el 62 Congreso Nacional de la Asociación Española de Pediatría. En fin, no es casualidad que una de esas personas que son estrellas en la Tierra (y que encuentras ocasionalmente en la vida) te hablará de Estrellas en la Tierra… 

Estrellas en la Tierra (cuyo título original "Taare Zameen Par" significa “cada niño es especial”) trata de forma emotiva el tema de la dislexia (y de la discapacidad infantil, en general).. Se conoce como dislexia a la dificultad en la lectura (y, ocasionalmente, de la escritura) que imposibilita su comprensión correcta. Y en psicología y psiquiatría se define la dislexia como una discrepancia entre el potencial de aprendizaje y el nivel de rendimiento de una persona, sin que existan ningún tipo de problema, ya sea sensorial, físico, motor o deficiencia educativa. 

Ishaan (Darsheel Safary) es un niño de ocho años aparentemente feliz, con un rico mundo interior donde imagina tierras mágicas llenas de animales y colores que él no es capaz de transmitir a los demás. Su mundo está lleno de colores, peces, perros y cometas, que simplemente no son importantes en la vida de los adultos, más interesados en recordarle temas como los deberes, las notas o el éxito. Ishaan es un artista en potencia, pero con dificultades en el aprendizaje de las letras y los números, y problemas de rendimiento escolar. Ese fracaso escolar le provoca el menosprecio de sus compañeros de clase y de algún profesor, así como la incomprensión familiar. Porque el padre de Ishaan es un ejecutivo de éxito que espera de él que sea como su hermano mayor, un estudiante y deportista ejemplar, mientras su madre sufre ante la incapacidad de no poder ayudarle. Finalmente, los padres deciden enviar a Ishaan a un internado con el objetivo de que esta decisión le ayude a superar su fracaso escolar, pero el niño se hunde en un estado de tristeza y depresión. 
Pero la situación del niño cambia cuando Ram Shankar (Aamir Khan, a la postre director de la película y todo una estrella en Bollywood), un nuevo profesor de arte también especializado como instructor en una escuela niños con discapacidades del desarrollo, percibe el estado de Ishaan: descubre que las deficiencias académicas son indicadores de dislexia, pero también descubre en sus dibujos y pinturas que en él se esconde un verdadero artista. 

Especialmente emotivas son las secuencias de este profesor. Como la secuencia en que el profesor aborda el tema de la dislexia en la clase, y ofrece una lista de grandes personas de la historia que fueron disléxicos: Albert Einstein, Leonardo da Vinci, Thomas Alba Edison, Pablo Picasso, Walt Disney, Neil Diamond, Agatha Christy o Abhishek Bachchan (famoso actor indio y, además, esposo de la diosa Aishwarya Rai). Con ello, Ram Shankar intenta estimular el ánimo de Ishaan, al tiempo que solicita convertirse en su tutor y ayudarle en la lectoescritura, hasta que desarrolla un interés por el lenguaje y las matemáticas y mejorar sus calificaciones. O cuando visita a la familia del niño y les dice: “Todos queremos crecer ganadores y famosos en nuestras casas. Todos queremos ser número 1. Doctor, ingeniero, gerente, menos de eso es inaceptable… Pienso sólo esto: cada niño tiene su propia calidad, su propia especialidad, su propio deseo…”. O cuando comenta con sus compañeros profesores: “Cada niño tiene su propio paso. Cinco dedos hacen un puño”

Con todo ello se consigue la transformación de Ishaan y un final feliz made in Bollywood, con la imagen congelada del niño lanzado al aire por su profesor. Una película hermosa que tiene en su larga duración (160 minutos) una potencial debilidad. Aunque se mitiga por la belleza de sus canciones en lenguaje hindú, que se constituyen en un poema, casi un mantra…en el conjunto de la historia. Una banda sonora escrita por Shankar-Ehsaan-Loy (un trío de música aclamado en la India y especializado en poner música a más de 50 películas) con letra de Prasoon Josh (un prolífico poeta y escritor de canciones). 

Es Estrellas en la Tierra una bonita historia de superación donde se nos confirma que cada niño es especial, incluso con sus potenciales deficiencias psíquicas, físicas y/o sensoriales. Y así se nos destaca en la fiesta en la que bailan niños con retraso psicomotor de distinta índole: niños afectos de síndrome de Down, de parálisis cerebral, de síndrome X frágil, de cromosomopatías, etc. Esos niños que son verdaderas estrellas en la Tierra… “Ha habido grandes gemas en el mundo que lo cambiaron. Ellos pudieron ver el mundo desde sus ojos. Sus mentes eran un poco diferentes. A las personas nos les gustó eso y ellos entraron a su manera. Aún así ellos ganaron. Y ellos ganaron el mundo entero en un suspiro…”.

Gracias Paco Hijano, y dedicado a tus "estrellas en la Tierra": tus hijos y los niños que cuidas en tu consulta.