lunes, 31 de marzo de 2014

Guía de Tabaquismo en Pediatría


De la conjunción entre Pediatría y Tabaquismo surge esta necesaria Guía que intenta mejorar el conocimiento y modo de actuación de todos aquellos profesionales dedicados a la salud infantil. Una guía cuyo autor es el Dr. Eugenio de la Cruz, pediatra compañero de alicante, Máster en Tabaquismo, y cuya trayectoria le ha permitido tener una comprensión precisa, sincera y práctica de esta problemática sanitaria. 

El libro, de 97 páginas, no funciona como una Guía de práctica clínica, sino como una "guía" con un abordaje integral del Tabaquismo, desde la epidemiología, prevención, fisiopatología de distintos componenetes del tabaco, enfermedades asociadas al consumo pasivo y activo en la adolescencia, hasta el tratamiento, donde se detallan las claves para aumentar el éxito en el control y deshabituación.

El libro cuenta con el apoyo de la Sociedad Valenciana de Pediatría y con la Asociación de Pediatría Extrahospitalaria de la Provincia de Alicante. Y está prologado por el Prof. Cruz Hernández.

Reproducimos un cuadro del libro, con los Consejos para prevenir el tabaquismo pasivo y el inicio del consumo de tabaco en los niños: 
1. No fumar en la casa ni permitir que otros lo hagan. 
2. Si fuman, que intenten abandonarlo o que no fumen en presencia o cerca de los niños. 
3. Si no fuman, pero conviven con fumadores, éstos deben dejar de hacerlo o, en su defecto, fumar fuera de la casa. 
4. No permitir que niñeras ni otras personas que trabajen en el hogar fumen dentro de la casa o cerca de los niños. 
5. No permitir fumar en el automóvil. 
6. Asegurarse de que no se fume en la escuela o guardería de su hijo. 
7. Averiguar acerca del uso del tabaco por los amigos (12-13 años). 
8. No permitir que los niños manejen los materiales para fumar. 
9. Destacar ante los niños las imágenes falsas y engañosas que usan en los anuncios y películas donde presentan el acto de fumar como glamuroso, saludable, sensual y maduro. ¡Ojo con los cigarrillos de chocolate! 
10.Destacar los efectos negativos a corto plazo, tales como el malo olor en la boca, los dedos amarillos, alteraciones respiratorias y la disminución del rendimiento en el deporte. 
11.Asegurarse de que no se fume en los centros de salud y lugares de atención de los niños. 

 El libro ha sido publicado por la Editorial Club Universitario. Una buena iniciativa... y que se suma a tantos otros artículos que informan sobre los riesgos del tabaco, el alcohol y las drogas en la adolescencia.