lunes, 1 de diciembre de 2014

La importancia del lenguaje en el entorno biosanitario


En el Colegio Mayor de Santiago,el Zebedeo de Salamanca, más conocido como Colegio Mayor de Fonseca o Colegio de los Irlandeses (debido a que, durante un tiempo, este centro acogió a los estudiantes de ese país que venían a Salamanca por la persecución inglesa a los católicos de Irlanda), un magnífico edificio plateresco con piedra de Villamayor donde dejaron su impronta Diego de Siloé, Rodrigo Gil de Hontañón y Juan de Álava, tuvo lugar en mayo de 2014 un encuentro muy especial sobre “MEDICINA Y LENGUAJE. La importancia del lenguaje en el entorno biosanitario” que reunió a profesionales sanitarios, clínicos, investigadores básicos, lingüistas, traductores, periodistas. 

Un total de 9 ponentes y 19 invitados a una jornada muy especial con una excepcional organización y la belleza de vivirlo en la Sala de Pinturas del Colegio Mayor de Fonseca. Y que confirman las palabras de Paulo Coelho: “Hay en el mundo un lenguaje que todos comprenden: es el lenguaje del entusiasmo, de las cosas hechas con amor y con voluntad, en busca de aquello que se desea o en lo que se cree”.

Y esta voluntad y entusiasmo vivida entonces, pervive ahora gracias a la monografía que la Fundación Dr. Antonio Esteve recoge de aquella reunión bajo el título de “La importancia del lenguaje en el entorno biosanitario”, coordinado por el prestigioso traductor médico Fernando A. Navarro, autor del Diccionario de dudas y dificultades de traducción del inglés médico, y por la profesora de lenguaje médico de la Universidad de Salamanca Bertha M. Gutiérrez Rodilla. 
El libro se divide en cuatro apartados, y sirvan las palabras de la propia web de Fundación Dr. Antoni Esteve para explicarlo. 
1) El lenguaje en la labor asistencial 
Abre el apartado sobre el lenguaje en el ámbito asistencial el pediatra José Ignacio de Arana, que pide a sus colegas de profesión una mayor claridad y exactitud en el uso de la palabra con sus pacientes, sobre todo en el pronóstico. “Nuestro lenguaje debe descender desde el olimpo de la ciencia a la lengua coloquial”, reclama. Por su parte, Bárbara Navaza, de la International Medical Interpreters Association, ilustra sobre dos disciplinas, la interpretación sanitaria y la mediación cultural, que son de vital importancia para garantizar la comunicación médico-paciente en un país con más de seis millones de extranjeros empadronados.

2) El lenguaje en la investigación biosanitaria
Abordando el lenguaje en el ámbito de la investigación, Juan Aréchaga, catedrático de Biología celular de la Universidad del País Vasco, defiende que el castellano sólo logrará convertirse en idioma internacional de la ciencia si lo hace desde revistas de alcance global. Jesús Porta Etessam, director del área de cultura de la Sociedad Española de Neurología, recomienda a las revistas en español que utilicen todos los recursos y la tecnología para promocionar a sus autores. 

3) El lenguaje en la docencia 
El lenguaje en la docencia, tercer bloque del libro, lo examinan Josep-Eladi Baños y Elena Guardiola, ambos del Departamento de Ciencias experimentales y de la salud de la Universitat Pompeu Fabra. “Hablar y escribir correctamente no debería constituir un objetivo secundario de los profesores universitarios”, concluyen. Otras dos expertas en el manejo del lenguaje médico en las aulas, Bertha Gutiérrez (Universidad de Salamanca) y Carmen Quijada (Casa de las Lenguas de la Universidad de Oviedo), han luchado por diseñar dos competencias terminológicas que deberían asumir los alumnos al terminar la carrera y por una futura asignatura sobre lenguaje biosanitario. 

4) El lenguaje como puente entre los profesionales biosanitarios y la sociedad 
El último bloque se centra en los medios de comunicación. El periodista Gonzalo Casino propone para frenar el declive de la información científica una mayor especialización de los profesionales y la elaboración de un libro de estilo del periodismo médico con un glosario de los términos más problemáticos. Javier González de Dios, co-responsable del blog Pediatría basada en pruebas, de la revista Evidencias en Pediatría y de la plataforma de formación Continuum, advierte a los científicos que no les queda otro remedio que unirse a las tecnologías de la información y la comunicación, siempre que lo hagan con el mismo lenguaje preciso que utilizarían por otros medios. 

En este enlace se puede solicitar o descargar gratuitamente en PDF la Monografía Dr. Antonio Esteve La importancia del lenguaje en el entorno biosanitario.

1 comentario:

Marta Máster dijo...

Hola. por lo que leo en tu post fue una jornada muy ineteresante. Además considero esencial que los periodistas utilicen un lenguaje adecuado y cercano a los lectores porque son muchos ciudadanos que no entienden los términos técnicos del ámbito de la medicina. Hay que comunicar con claridad. Una gran jornada en un entorno envidiable. Seguimos en contacto