miércoles, 25 de noviembre de 2015

¿Están suficientemente protegidos los adolescentes? El papel de las vacunas


La adolescencia es una etapa muy especial de la vida, apasionante (aunque nadie dijo que fuera fácil), llena de nuestros descubrimientos y de algunos riesgos. Algunos están muy presentes en las familias y en la sociedad, y nadie duda en buscar un entorno seguro para nuestros hijos adolescentes alrededor del núcleo de amigos (y las diferentes tribus urbanas) y del ambiente escolar (y el bullying), en relación con los potenciales accidentes (automóviles, deportes, etc.) o del contacto con internet y las nuevas tecnologías (y la trilogía de cyberbullying, sexting y grooming), con las sustancias adictivas (tabaco, alcohol y otras drogas) o con el descubrimiento del sexo (desde las enfermedades venéreas al embarazo no deseado, pasando por la execrable violencia sexual). Un tema de seguridad que puede quedar desdibujado ante todo lo anterior puede ser el de la vacunación en adolescentes. 

Es cierto que los programas de vacunación se han enfocado principalmente hacia lactantes y niños, pero no debemos olvidar que la vacunación continúa en la adolescencia (y vida adulta). Hablar de vacunas habitualmente conlleva debate (cuando no polémica), pero en un ambiente de respeto y escucha mutua no podemos olvidar la diferencia entre los principios científicos (de eficacia, seguridad, inmunogenicidad, efectividad, eficiencia) y éticos (es clave la ausencia de conflictos de interés) que deben regir el soporte de los que apoyamos la vacunación, frente a los movimientos antivacunas y teorías conspiranoicas. Al debate propio de la vacunación (aunque debe quedar claro que la gran mayoría de los profesionales sanitarios y población general la entienden y apoyan como una de las medidas fundamentales que han disminuido la morbi-mortalidad en el mundo), cabe sumar en esta edad las barreras propias en la adolescencia

Sobre ello versa la ponencia expuesta en el IX Curso de Formación para Padres de Adolescentes celebrado recientemente en Alicante, y que resultó apasionante en su conjunto. Os dejamos la reflexión y debate con dos puntos esenciales a tratar: 

- Vacunas recomendadas en el adolescente: recordar tres vacunas sistemáticas (Virus papiloma humano, Meningococo C y Tétanos, difteria y tosferina), dos vacunas recomendadas (Varicela y Menigococo B, ésta de reciente aparición) y dos para grupos de riesgo (Gripe y Hepatitis A). 

- Vacunas y adolescencia: puntos clave y respuestas claras.